Para que un producto sea considerado orgánico debe tener la certificación que lo acredite y además:
 
No contener productos genéticamente modificados
No haber sido sometido a radiación
No tener elementos químicos
 
Las producciones ecológicas significan mejorar la calidad de vida del hombre y la protección del medio ambiente, desarrollando productos y tecnologías que, con el manejo racional de los recursos naturales y menor o nulo contenido de sustancias tóxicas, consigan la regeneración de los recursos renovables.
 
Brindan ventajas para el consumidor porque presentan menor o nulo contenido en sustancias nocivas para la salud, asegurándole un compromiso con el medio ambiente y con su propia calidad de vida, ya que estos productos tienden a conservar la diversidad y complejidad biológica de los ecosistemas, optimizando la actividad biótica del suelo, como medio para suministrar los nutrientes destinados a la vida vegetal y animal, así como conservar su fertilidad.
 
     
 
Aceite de oliva extra virgen orgánico
Aceitunas orgánicas
Hierbas aromáticas, especias y semillas orgánicas
Frutas deshidratadas orgánicas
Miel orgánica
Azúcar orgánico
Syrup orgánico
Melaza orgánica
Maníes orgánicos
Confituras, confituras todo fruta y frutas de la Patagonia orgánicas